ZONAS MULTIPROPOSITO CON DESCUENTOS PUNTUALES 10%
DESCUENTOS PUNTUALES 10%

Hoy vamos a descubrir de qué forma el CBD puede ser una buena opción terapéutica para todos aquellas personas que padecen de dolores de cabeza. Gracias a sus propiedades analgésicas, antiinflamatorias y relajantes tanto a nivel físico como mental, el CBD puede ser de gran ayuda no sólo para aliviar los síntomas asociados a los dolores de cabeza, sino también para reducir su frecuencia y/o intensidad de forma estable y mejorar sensiblemente la calidad de vida.

Tipos de dolor de cabeza

El dolor de cabeza es un trastorno común y complejo del sistema nervioso que afecta de forma crónica entre el 4 y el 12%(1)(2)(3) de la población mundial, mientras que puede presentarse de forma episódica casi en cualquier persona a lo largo de la vida.

Existen varios tipos de dolor de cabeza con diferentes síntomas, los más comunes son:

cefalea tensional vs migraña/jaqueca

Cómo se puede observar, tanto la sintomatología como las causas de las cefaleas y de las migrañas son bien diferentes, implicando por lo tanto un diferente enfoque terapéutico.

Además de las dos principales, existen diferentes cefaleas relacionadas con gripes y malestares, síndrome premenstrual, problemas dentales, intoxicaciones (también exceso de analgésicos) … (3)

El Cannabis y los dolores de cabeza

En un estudio muy exhaustivo de Ethan Russo (4) sobre la historia de la utilización del Cannabis para los dolores de cabeza, se describe y documenta cómo esta planta ha sido utilizada durante siglos como tratamiento sintomático de las migrañas y cefaleas en todas las culturas, desde la islámica, la india y la china hasta aquella griega y romana. En particular, entre 1842 y 1942 era parte de la farmacopéas occidentales, siendo el tratamiento más indicado por los médicos principales para hacer frente a los síntomas de la migraña.

Actualmente, gracias a los recientes descubrimientos sobre el Sistema Endocannabinoide, se ha podido entender más sobre los mecanismos propios de los dolores de cabeza y el rol que pueden jugar los fitocannabinoides en cada caso específico, en particular el CBD.

Aunque queda mucho por descubrir, se está hipotizando que trastornos complejos como la migraña, la fibromialgia y el síndrome de intestino irritable (caracterizados por estados inflamatorios crónicos que causan dolor y otros síntomas asociados), tendrían su origen en una deficiencia del Sistema Endocannabinoide y que por esta razón se puede verificar una buena respuesta al tratamiento con cannabinoides (5).

Gracias a los descubrimientos científicos realizados en los últimos años (6), se ha podido constatar una relación estrecha entre los mecanismos que pueden originar cefaleas y migrañas y el Sistema Endocannabinoide (ECS) en particular:

Para conocer a fonto este sistema visita nuestro artículo el Sistema Endocannabinoide.

Estos estudios parecen confirmar la hipótesis según la cual los trastornos cómo las migrañas pueden tener origen en una disfunción del ECS(9), evidenciando cómo una terapia basada en la estimulación indirecta de los endocannabinoides (mediante inhibición de los FAAH) parece ser muy prometedora (10) y en consecuencia situando el uso del CBD en una posición fundamental.

Efectos del CBD en el dolor de cabeza

No obstante no existen aún ensayos clínicos sobre la utilización del Cannabis para las migrañas, la mayoría de la evidencia clínica en humanos se puede observar en estudios de casos individuales o de pequeños grupos, además de casos anecdóticos y encuestas (6). Estos estudios muestran buenos resultados en la utilización del THC (11), por tratarse en la mayoría de casos de autoadministración de Cannabis inhalado o en la utilización de fármacos con su correspondiente sintético. Gracias a los avances actuales en los estudios sobre las propiedades del CBD y la relación entre el ECS y los mecanismos de acción de las migrañas y cefaleas, se ha podido constatar que el uso del Cannabidiol podría resultar mucho más efectivo.

En particular, en un estudio presentado en 2017 en el 3er Congreso de la European Academy of Neurology se ha podido observar la efectividad de una combinación de THC y CBD en el 40% de los casos estudiados, mientras que en otra investigación más reciente se ha podido constatar la efectividad del uso de Cannabis en diferentes trastornos caracterizados por dolor crónico, evidenciando buenos resultados sobretodo con la utilización de productos ricos en CBD (12).

Según refiere la d.ra Peyarube en un artículo de Fundación Canna:

“Mi experiencia clínica con estos pacientes va en el sentido de estos hallazgos y me ha permitido constatar una muy buena respuesta al tratamiento con dosis repetidas de CBD, requiriendo dosis muy bajas de THC, por lo que sus efectos adversos casi no se presentan, y en caso que sí, suelen desaparecer bajando las dosis de THC. Luego de tratamiento con cannabinoides, la frecuencia de las crisis migrañosas tiende a reducirse considerablemente. En algunos casos he constatado incluso su extinción, por lo menos durante el tiempo que lleva el seguimiento clínico”

Efectos del CBD en cefaleas/migrañas

Hemos podido observar que el CBD puede ser una herramienta muy valiosa para tratar los dolores de cabeza y los síntomas asociados, gracias a sus propiedades:

Aunque las cefaleas y las migrañas compartan la sintomatología principal (dolor de cabeza), suelen ser causadas por mecanismos diferentes y por lo tanto las recomendaciones y las vías de administración pueden variar.

Cómo tomar aceite de cannabis para el dolor de cabeza

Dosificación

Es importante recordar que el CBD es un compuesto natural que modula otros sistemas fisiológicos, es decir que se pone “a disposición” según las necesidades para poder restablecer el equilibrio del organismo de una forma natural y estable. Esto significa ante todo que la asunción de una mayor cantidad no corresponde a un mayor o mejor efecto.

Por lo tanto, existe una dosis optima para que cada persona pueda tomarla y la forma de llegar a conocerla es empezando por una cantidad mínima (unos 10 mg de CBD repartidos en 3 tomas diarias) e ir aumentando de forma gradual (por ejemplo unos 10 mg de CBD cada 2 o 3 días según la respuesta) hasta notar el efecto. Hay que considerar que una vez encontrada la dosificación se mantendrá relativamente estable en el tiempo, ya que el CBD no causa tolerancia (es decir, no se necesita subir la dosis en el tiempo para obtener los mismos efectos).

En cualquier caso, siempre es mejor consultar a un especialista que pueda acompañar en el seguimiento, aconsejar un producto de calidad (ya que el mercado no está regularizado en España) y conocer también el marco de regularización legal del país de residencia.

Vía de administración

En cefaleas

Como hemos visto, las cefaleas son causadas por tensión muscular relacionada con malas posturas y/o estrés emocional, por lo tanto el CBD podría ser útil sobretodo con una administración sublingual y/o tópica.

En migrañas

Las migrañas, a diferencia de las cefaleas, suelen implicar mecanismos fisiológicos más complejos que llevan a una liberación de sustancias inflamatorias y también a una sintomatología asociada que es altamente incapacitante, por lo tanto el CBD podría ser útil sobretodo con una administración sublingual y/o por inhalación.

¿Es seguro tomarlo?

Según los estudios realizados hasta hoy en día, el CBD no es una sustancia tóxica ni siquiera si es administrado de forma crónica o en altas dosis. Si quieres saber más consulta nuestro artículo sobre el report de la OMS sobre el uso de Cannabidiol.

Posibles efectos adversos

Los efectos adversos suelen ser de intensidad moderada-leve e incluyen: cansancio, somnolencia, sequedad de boca, mareos y disminución del apetito

Precauciones si vas a tomarlo

Hay que tener precaución especial en caso de combinarlo fármacos analgésicos, antiinflamatorios o hipotensores, tanto si el CBD es administrado de forma sublingual o inhalada. En cambio el uso tópico es seguro, ya que su acción es local y externa. Tampoco es apropiado utilizarlo en personas embarazadas o en etapa de lactancia.

Bibliografía:

  1. Goldstein, B.. Cannabis Revealed. (2017)
  2. Cefaleas o Migrañas. Artículo del blog del Colegio Oficial de Farmacéuticos. (2017)
  3. Cefaleas. Artículo de la Organización Mundial de Salud. (2016)
  4. Russo, E.  Hemp for headache: An in-depth historical and scientific review of cannabis in migraine treatment. Journal of Cannabis Therapeutics, 1(2), 21-92. (2001)
  5. Russo EB. Clinical endocannabinoid deficiency (CECD): can this concept explain therapeutic benefits of cannabis in migraine, fibromyalgia, irritable bowel syndrome and other treatment-resistant conditions? Neuroendocrinol Lett. 2004;25:31–39. (2018)
  6. Baron, E. P. Comprehensive review of medicinal marijuana, cannabinoids, and therapeutic implications in medicine and headache: What a long strange trip it’s been…. Headache: The Journal of Head and Face Pain, 55(6), 885-916. (2015)
  7. Cupini LM, Costa C, Sarchielli P, et al. Degradation of endocannabinoids in chronic migraine and medication overuse headache. Neurobiol Dis.;30:186-189. (2008)
  8. Rossi C, Pini LA, Cupini ML, Calabresi P, Sarchielli P. Endocannabinoids in platelets of chronic migraine patients and medication-overuse headache patients: Relation with serotonin levels. Eur J Clin Pharmacol ;64:1-8. (2008)
  9. Sarchielli P, Pini LA, Coppola F, et al. Endocannabinoids in chronic migraine: CSF findings suggest a system failure. Neuropsychopharmacology;32:1384–1390. (2007)
  10. Greco, R., Demartini, C., Zanaboni, A. M., Piomelli, D., & Tassorelli, C.. Endocannabinoid System and Migraine Pain: An Update. Frontiers in neuroscience, 12, 172. (2018)
  11. Rhyne DN, Anderson SL, Gedde M, Borgelt LM. Effects of Medical Marijuana on Migraine Headache Frequency in an Adult Population. Pharmacotherapy. (2016)
  12. Baron, E.P., Lucas, P., Eades, J. et al. Patterns of medicinal cannabis use, strain analysis, and substitution effect among patients with migraine, headache, arthritis, and chronic pain in a medicinal cannabis cohort. J Headache Pain 19, 37 (2018)

¿Qué es la Alopecia?

La Alopecia es la pérdida anormal del cabello y/o del pelo de las pestañas, axilas, genitales y barba. Es conocida también con el nombre de calvicie y afecta al 12% de la población mundial.

Puede ocurrir en personas totalmente sanas y es potencialmente reversible, excluyendo la Alopecia derivada de cicatrizaciones con pérdida del folículo piloso.

Síntomas de alopecia

Pérdida y debilitamiento del pelo de forma difusa o en áreas específicas, muchas veces con prurito y picazón previos.

Los síntomas secundarios son de carácter psicológico y debidos al estigma social o asociados a factores de estrés psico-físico.

Aceites de cbd y caída de pelo

Causas de la alopecia y frecuencia de caída de cabello

En el 95% de los casos, sobre todo hombres, se presenta la Alopecia Androgénica cuyas causas son genéticas y hormonales. Las hormonas masculinas o andrógenos actúan sobre los folículos pilosos predispuestos genéticamente causando su deterioro. En las mujeres, la pérdida de pelo es difusa, mientras que en los hombres se crean áreas de calvicie.

La Alopecia Areata, en cambio, es una enfermedad autoinmune que responde en prevalencia a factores de estrés. Ocurre en prevalencia en personas jóvenes y provoca la aparición de parches ovalados de calvicie aunque en la mayoría de casos vuelve a crecer el pelo en unos meses.

Otros factores que facilitan la aparición de la alopecia son: falta de ciertos nutrientes en la dieta, estrés, problemas de tiroides, anemia y exceso de cosméticos. También la pueden causar tratamientos como la quimioterapia o la radioterapia.]

Diagnóstico y tratamiento para la alopecia

La diagnosis se sirve de analítica completa y un examen minucioso de la historia clínica y en algunos casos a la biopsia del cuero cabelludo.

Se puede actuar en el ámbito nutricional, psicológico y cosmético, aunque existen tratamientos farmacológicos específicos para la alopecia androgénica (bloqueadores de andrógenos) y para la alopecia areata (corticoides o inmunoterapia)

1-2-3-4-5

Alopecia y Sistema endocannabinoide

Diferentes estudios han puesto en evidencia la relación importante y compleja entre el crecimiento del pelo y el Sistema Endocannabinoide, presente en todo el tejido cutáneo.

Los receptores endocannabinoides CB1, CB2 y TRPV participan en la regulación de la proliferación de los folículos pilosos y una disregulación de los niveles de Anandamida puede influenciar este mecanismo de forma negativa.

En particular, la estimulación de los receptores CB1 y TRPV se relacionaría con una pérdida y regresión de los folículos pilosos, mientras que una inhibición o modulación podría ser favorable.

6-7-8-9-10

Alopecia y CBD: Propiedades

Gracias a sus propiedades, el CBD podría representar una buena alternativa terapéutica ante los síntomas directos e indirectos de la Alopecia:

¿Cuántas gotas de CBD recomiendan para la caída de cabello?

Según los estudios realizados, se recomienda utilizar dosis bajas tanto por vía interna (no regulada en UE) como por vía externa para obtener el máximo beneficio.

En la vía tópica, se aconseja realizar una aplicación al día en el área a tratar con una crema de baja concentración de CBD durante al menos unos meses.

En la vía interna (no regulada en la UE), se aconseja empezar por un aceite de baja concentración con dosis mínimas 1 o 2 veces por día. Se recomienda realizar una consulta con un profesional sanitario antes de utilizarlo de esta forma.

¿Es seguro el CBD? Precauciones

El CBD es una sustancia muy segura aún si utilizada en grandes cantidades, no obstante hay que tener cuidado a la hora de tomar fármacos o de padecer de problemas cardíacos o de tensión. Por esta razón en estos casos siempre se aconseja contactar con un profesional sanitario.

Posibles efectos adversos

Los efectos adversos suelen ser de intensidad leve-moderada y pueden incluir cansancio, somnolencia, sequedad de boca, mareos y disminución del apetito.

Bibliografía:

  1. https://www.cun.es/enfermedades-tratamientos/enfermedades/alopecia-calvicie
  2. https://www.aad.org/public/diseases/hair-loss/types/alopecia
  3. https://medlineplus.gov/spanish/ency/article/001450.htm
  4. Lee, H. H., Gwillim, E., Patel, K. R., Hua, T., Rastogi, S., Ibler, E., & Silverberg, J. I. (2020). Epidemiology of alopecia areata, ophiasis, totalis, and universalis: A systematic review and meta-analysis. Journal of the American Academy of Dermatology, 82(3), 675–682. https://doi.org/10.1016/j.jaad.2019.08.032
  5. Adil, A., & Godwin, M. (2017). The effectiveness of treatments for androgenetic alopecia: A systematic review and meta-analysis. Journal of the American Academy of Dermatology, 77(1), 136–141.e5. https://doi.org/10.1016/j.jaad.2017.02.054
  6. Smith GL, Satino J. Hair Regrowth with Cannabidiol (CBD)-rich Hemp Extract - A Case Series. Cannabis. 2021, Volume 4 (1). DOI: 10.26828/cannabis/2021.01.003
  7. Telek, A., Bíró, T., Bodó, E., Tóth, B. I., Borbíró, I., Kunos, G., & Paus, R. (2007). Inhibition of human hair follicle growth by endo- and exocannabinoids. FASEB journal : official publication of the Federation of American Societies for Experimental Biology, 21(13), 3534–3541. https://doi.org/10.1096/fj.06-7689com
  8. Baswan, S. M., Klosner, A. E., Glynn, K., Rajgopal, A., Malik, K., Yim, S., & Stern, N. (2020). Therapeutic Potential of Cannabidiol (CBD) for Skin Health and Disorders. Clinical, cosmetic and investigational dermatology, 13, 927–942. https://doi.org/10.2147/CCID.S286411
  9. Sugawara, K., Zákány, N., Tiede, S., Purba, T., Harries, M., Tsuruta, D., Bíró, T., & Paus, R. (2021). Human epithelial stem cell survival within their niche requires "tonic" cannabinoid receptor 1-signalling-Lessons from the hair follicle. Experimental dermatology, 30(4), 479–493. https://doi.org/10.1111/exd.14294
  10. Tóth, K. F., Ádám, D., Bíró, T., & Oláh, A. (2019). Cannabinoid Signaling in the Skin: Therapeutic Potential of the "C(ut)annabinoid" System. Molecules (Basel, Switzerland), 24(5), 918. https://doi.org/10.3390/molecules24050918
  11. Szabó, Imre & Lisztes, Erika & Szollosi, A.G. & Szegedi, Andrea & Biro, Tamás & Oláh, A.. (2017). 263 (-)-cannabidiol differentially influences hair growth. Journal of Investigative Dermatology. 137. S238. 10.1016/j.jid.2017.07.261.
  12. Park, Y. J., Ryu, J. M., Na, H. H., Jung, H. S., Kim, B., Park, J. S., Ahn, B. S., & Kim, K. C. (2021). Regulatory Effect of Cannabidiol (CBD) on Decreased ?-Catenin Expression in Alopecia Models by Testosterone and PMA Treatment in Dermal Papilla Cells. Journal of pharmacopuncture, 24(2), 68–75. https://doi.org/10.3831/KPI.2021.24.2.68

Hoy hablamos sobre como el Cannabidiol, mejor conocido como el CBD, puede ayudar a aliviar síntomas de la artrosis. El CBD es un cannabinoide con un alto nivel terapéutico. Carece de propiedades psicotrópicas y ofrece una alternativa natural para las personas afectadas por artrosis.

Primero, debemos definir qué es la artrosis, cuáles son sus síntomas y por qué podemos encontrar un aliado en el aceite de cannabis para dolores articulares y artrosis.

¿Qué es la artrosis?

La artrosis es una enfermedad reumática que afecta a los huesos, articulaciones y ligamentos. Se conoce como un tipo de artritis y es también conocida como osteoartritis, OA (osteo = huesos). Es una de las enfermedades más comunes en todo el mundo y aún no se dispone de una cura. Unos 242 millones de personas en todo el mundo padecen OA, con un amplio rango de síntomas. Según la NIAMS (National Institute of Arthritis and Musculoskeletal and Skin Diseases) es el tipo de artritis más común en personas mayores de 50 años.

Se caracteriza por un deterioro del cartílago y las articulaciones, un proceso que se agrava con el envejecimiento de quien la padece. Las zonas afectadas más típicas son las articulaciones de las manos, el cuello, las rodillas y las caderas. Puede producir inflamación en las articulaciones, deformaciones de los huesos y una reducción de movilidad.

Los síntomas más comunes de la artrosis son el dolor y la inflamación en la zona articular. El Cannabis ofrece un efecto antiinflamatorio y analgésico, presente en los dos cannabinoides más estudiados en la actualidad: El THC y el CBD. Hoy hablaremos sobre el CBD.

¿Cuáles son los beneficios del CBD para la artrosis?

A pesar de la evidencia de que el CBD es un componente seguro para los humanos aún existe una gran falta de estudios clínicos en humanos. Sin embargo, los estudios de laboratorio sugieren que el CBD puede ser especialmente prometedor para reducir el dolor y la inflamación de las personas que padecen enfermedades reumáticas, incluyendo el artrosis.

Es habitual encontrar testimonios e informes de personas que notaron una mejora importante en su dolor con el uso de CBD en diferentes formatos (Aceites de CBD, cápsulas, cremas, etc.). Pero seguimos a la espera de más ensayos clínicos científicamente válidos y rigurosos para conocer cómo de útil puede ser el CBD para personas con diferentes tipos de artritis como puede ser la artrosis (o OA).

Los beneficios detectados incluyen:

La mayor parte de medicamentos cuentan con cierta ineficacia ante el desgaste de huesos y articulaciones debido a la escasez de receptores presentes en estos sitios. Sin embargo, los Receptores Endocannabinoides están presente en estas zonas, permitiendo a los productos y medicamentos con cannabinoides su efectividad incluso en pacientes con procesos degenerativos como la artrosis.

En particular, el Sistema Endocannabinoide permite regular la respuesta inmunitaria y proteger nuestro organismo ante las consecuencias de un estado inflamatorio.

El CBD, a diferencia del THC, no es psicomimético, es decir: El uso interno de CBD no cuenta con los posibles efectos secundarios del consumo de THC (El aumento de la presión arterial, sensación de ansiedad, la distorsión de la percepción y de la coordinación motora). Al contrario, el CBD puede disminuir los efectos psicoactivos desagradables del THC gracias a las propiedades ansiolíticas y panicolíticas que ofrece el Cannabidiol.

Es por eso que el Cannabidiol es uno de los cannabinoides más prometedores en cuanto a potencial terapéutico y medicinal, ya que puede ser compatible para el tratamiento de enfermedades de personas que no se encuentran cómodas con el efecto psicomimético del THC.

Cómo tomar aceite de CBD para la artrosis

Según fundación canna

Es recomendable que las vías de administración en estas patologías sean tanto de acción local como general”. Lo que se traduce en tratamientos que combinen tanto el uso externo de cremas y ungüentos ricos en CBD y otros cannabinoides, además del uso sublingual de aceites u otros formatos como el uso ingerido, o comestibles.

El uso tópico tanto del CBD como el THC es completamente seguro ya que al no penetrar en la vía sanguínea no tiene la capacidad de generar efectos psicoactivos no deseados.

En cualquier caso, siempre se debe consultar a un especialista para conocer la regularización del marco legal CBD en el país donde reside el paciente además de obtener un tratamiento personalizado y un seguimiento adecuado.

Aplicación: Uso tópico

Suficiente hasta cubrir la zona. Repite 2-3 veces al día. Un uso más frecuente o abusivo de ungüentos tópicos puede provocar irritación en la zona u otros efectos adversos dependiendo de los ingredientes del producto.

Aplicación: Uso sublingual

Los expertos recomiendan empezar con una dosis pequeña (3 mg de CBD, 3 veces al día) e ir subiendo lentamente hasta encontrar una dosis que sea efectiva. Para monitorizar este tipo de empleo recomendamos anotar la evolución de las primeras tomas: si reducen el dolor, si consiguen aliviar un síntoma concreto, si produce algún efecto adverso, etc…

Si no sabes como utilizar el aceite de forma sublingual. Echa un ojo a nuestro blog sobre las diferentes vías de administración.

Cómo encontrar la dosis adecuada para ti

Cada individuo siempre tendrá una dosis distinta porque cada persona es diferente y también cada cuerpo. Dependerá de muchos factores…

Es muy importante comprender que hasta el momento no se han encontrado dosis precisas y exactas. Estamos hablando de un compuesto natural que actúa sobre cada organismo de forma diferente. Lo más aconsejable según los especialistas es tratar cada caso de forma individualizada e ir haciendo un ejercicio de ensayo y error hasta encontrar una dosis adecuada.

Siempre es mejor empezar con un dosis pequeña e ir subiendo. Se puede empezar con unas 3 mg, 3 veces al día (es importante dividir la dosis y hacerlo regular, el CBD funciona mejor cuando lo tomamos diariamente). Monitorizaríamos los resultados y si esta dosis no produjera los efectos necesarios (no calma el dolor, no reduce la inflamación, etc…), aumentaríamos la dosis otros 3 mg hasta encontrar nuestra dosis mínima efectiva.

En cualquier caso, siempre se debe consultar a un especialista para conocer la regularización del marco legal CBD en el país donde se reside además de obtener un tratamiento personalizado y un seguimiento adecuado.

Cosas a tener en cuenta si vas a tomar CBD para la artrosis

Es seguro tomar CBD?

Los estudios han demostrado que el cannabidiol no es tóxico, ni aplicado en grandes dosis, ni de forma crónica en seres humanos. Además "En los humanos, el CBD no exhibe efectos indicativos de ningún potencial de abuso o dependencia ... Hasta la fecha, no hay evidencia de problemas relacionados con la salud pública asociados con el uso de CBD puro. Echa un vistazo a nuestro blog sobre los que dice la OMS sobre el CBD.

¿Cuáles son los efectos adversos del CBD?

Los efectos adversos suelen ser de intensidad moderada-leve e incluyen: cansancio, somnolencia, sequedad de boca, cefaleas, mareos y disminución del apetito.

Precauciones

Siempre debemos ser cuidadosos si ya tomamos medicamentos. El CBD, de uso ingerido, puede causar efectos adversos en combinación con otros medicamentos.

¿Cuándo no conviene usar CBD para la artrosis?

En el caso de usar el CBD de forma ingerida (no regulado en España) siempre debemos hablar con un médico, aún más si estamos tomando algún medicamento.

¿Es compatible con mis medicamentos?

Se conoce que el CBD tiene potencial para interactuar con algunos medicamentos comunes en los tratamientos de la artritis. Por ejemplo, el CBD aumenta el efecto de los opioides, pudiendo permitir una reducción de su utilización.

Consulta con tu doctor si estás tomando cualquiera de los siguientes medicamentos: corticosteroides (como prednisone), tofacitinib, naproxen, celecoxib, tramadol, algunos antidepresivos como amitriptyline, citalopram, fluoxetine, mirtazapine, paroxetine, sertraline, y algunos medicamentos para la fibromialgia, incluyendo gabapentin y pregabalin.

Lista proporcionada por la Fundación Artritis

¿Es legal?

Dependiendo el país en el que residas el uso de CBD puede estar o no regulado en diferentes formatos

En el caso de España está regulado solo el uso tópico por lo que encontrarás disponible Aceites de CBD, Cremas, mixturas y otro tipo de ungüentos ricos en CBD para uso externo. Si quieres saber más podéis echar un vistazo a nuestro artículo sobre la legalidad del CBD.

Escrito por Claudia Nicolás y Christina Schwertschlag

Revisado por Tommaso Bruscolini

Fuentes:

Evolutivamente, el dolor es fundamental para la supervivencia de los seres humanos, nos advierte cuando algo no está bien y señala la presencia de una herida o enfermedad. Se puede manifestar de forma aguda, como síntoma de un daño tisular (de los tejidos) recientemente ocurrido, donde tiene un rol de protección, o de forma crónica, donde persiste por un tiempo prolongado y pasa a ser una enfermedad en sí mismo.

El dolor crónico se cataloga como una enfermedad que, solo en Europa, repercute a 95 millones de personas. Afecta de manera determinante y directa a la calidad de vida de las personas, por lo cual es importante saber tratarla de manera correcta y con los menores efectos adversos posibles.

Entre otras patologías el dolor crónico afecta a personas con: fibromialgia, artritis reumatoide, artrosis, migraña crónica, endometriosis, Crohn, etc.

¿Qué es el dolor crónico?

Es una experiencia sensorial y emocional desagradable, asociada a una lesión tisular (del tejido), evidente o probable, y descrita en términos coincidentes con esa lesión. Es decir, el dolor no solo se considera una experiencia nociceptiva*, sino también está asociado a factores subjetivos y emocionales inseparables de la sensación dolorosa. (1)

*Dolor nociceptivo: Concepto acuñado para distinguir el dolor de los procesos fisiológicos relacionados con el sistema nervioso a aquellos experienciado de forma subjetiva. Ejemplos de dolor nociceptivo suelen ser causadas de factores externos, sea un golpe o la exposición a un químico

Dolor crónico vs. dolor agudo: ¿Cuál es la diferencia?

El dolor agudo se caracteriza por estar asociado a una lesión, su intensidad disminuye progresivamente según la lesión va mejorando hasta desaparecer con la completa curación. Su función principal es evitar la extensión de la lesión

Sin embargo, el dolor crónico implica una prolongación del dolor, persistente o frecuente durante un periodo superior a 3 meses. Puede ser igual de leve o intenso que el dolor agudo pero no desaparece una vez la lesión es curada.

¿Cómo se produce la cronificación?

Cuando se produce un daño o lesión tisular y se mantiene en el tiempo, se producen cambios que van a afectar a todo el circuito nociceptivo (del dolor)(1). Estos cambios se conocen como la sensibilización.

La zona dañada se puede expandir con el tiempo y así se amplifica la señal del dolor, en esta situación, a la médula espinal le va a llegar mucha más información nociceptiva, esto supone que se produzca una liberación masiva de neurotransmisores. Esta liberación masiva de neurotransmisores provoca cambios importantes en las neuronas que pueden llevar a respuestas pro-inflamatorias y pro-nociceptivas. La consecuencia de todos estos cambios es una amplificación de la señal nociceptiva y como consecuencia la cronificación del dolor. (1)

Tratamientos convencionales

Hoy en día el método más popularizado para el tratamiento del dolor con fármacos está recogido en la escalera analgésica de la OMS (2). Aquí podemos ver cómo de manera ascendente se van probando distintos fármacos. Cuando el dolor es intenso o los fármacos no son lo suficientemente efectivos pasamos al siguiente escalón para obtener un efecto más potente e intentar modular esa información a través de los neurotransmisores. (2)

El uso de este tipo de fármacos es muy efectivo, y debemos estar muy agradecidos de poder disponer de ellos, pero necesitamos más alternativas (3), pues también están provocando una de las mayores crisis sanitarias y problemas graves de salud cuando se utilizan de forma indebida. Una de las alternativas más eficientes es el uso de fitocannabinoides como el CBD. (4)

¿Qué es el CBD y cómo afecta al dolor?

El Cannabidiol, conocido por su abreviación, CBD, es uno de los compuestos cannabinoides más interesantes a día de hoy. Es un compuesto que actúa, sobre todo, en el sistema nervioso central y por lo tanto no es psicotrópico, es decir carece de los efectos psicotrópicos asociados al THC que hace sentir uno colocado.(5)

El cannabidiol es un potente analgésico y actúa rápidamente suprimiendo el dolor cuando se ingiere por vía sublingual, inhalado o aplicado por vía trans dérmica. En comparación con los medicamentos convencionales (analgésicos no opioides y opioides), no tiene tantos efectos secundarios ni tan graves como los medicamentos típicos. No produce tolerancia ni dependencia y, por lo general*, se puede ajustar de forma segura para compatibilizarlo con otros medicamentos y tratamientos de dolor crónico. (6)

*Los expertos también han encontrado que el CBD, al igual que el pomelo, puede inhibir la descomposición de ciertos medicamentos, impidiendo metabolizar sus componentes, ralentizando su absorción. Si quieres utilizar CBD y estás usando otros medicamentos es importante consultarlo previamente con un médico o especialista.

Los estudios científicos y ensayos clínicos han proyectado, en general, el CBD de una manera positiva y eficaz para aliviar el dolor y la inflamación. La acción del CBD que frena la inflamación tiene que ver con su modulación del sistema inmunológico, el responsable de la respuesta inflamatoria del cuerpo. Estos síntomas recogen la forma del sistema inmune de responder una lesión, infección, o tejidos y/o nervios dañados. (6)(7)

Las propiedades neuroprotectoras del CBD, también ayudan a aliviar el dolor y la inflamación al detener la señalización de las células y tejidos afectados.(6)(7)

Aunque no todos los usuarios de CBD han encontrado una mejora milagrosa en sus síntomas de neuropatía después del uso de CBD, la mayoría ha experimentado un cambio significativo en sus niveles de dolor y una mejora en su bienestar general, incluyendo mejores patrones de sueño y  menores niveles de ansiedad. (8)

Propiedades terapéuticas del CBD 

Las propiedades terapéuticas del CBD, afirmadas con distinta calidad de evidencia son: (9)

¿Por qué el CBD puede aliviar el dolor crónico ?

Los cannabinoides como el CBD se adhieren, modulan e interactúan con receptores del sistema endocannabinoide (ECS) distribuidos por todo el cuerpo.

El sistema endocannabinoide es un sistema intercelular complejo, poco conocido, con la responsabilidad de regular funciones fisiológicas, como la memoria, el sueño, el estado de ánimo, el equilibrio energético y muy implicado en el dolor crónico, la respuesta ante el dolor, o la analgesia. (9)

Los  receptores  del  cerebro  controlan  la  coordinación  y  el  movimiento,  el  dolor,  las emociones y el estado de ánimo, entre otras funciones, mientras que los que se encuentran en el sistema inmunológico afectan al dolor y la inflamación. (10)

Existen varios tipos de receptores cannabinoides, los más conocidos son:

Los receptores CB1: Se encuentran más abundantemente tanto en el cerebro como en la periferia, estos receptores interaccionan con otros receptores tales como, por ejemplo, los dopaminérgicos, los opioides y los valínicos, inhibiendo la transmisión de neurotransmisores que va desde la periferia o médula espinal hasta el cerebro, reduciendo la sensación de dolor. (10)

Los receptores CB2: distribuidos principalmente en los tejidos periféricos del sistema nervioso, se le asocia la función de modular los procesos inflamatorios e inmunitarios, disminuyendo la salida de sustancias pro-inflamatorias y pro-nociceptivas. (10)

Los receptores GPR55: ubicados en las glándulas adrenales, el sistema digestivo, el sistema nervioso central y el bazo, implicados en la regulación del dolor inflamatorio. 

El receptor TRPV (receptores vaniloides de potencial transitorio): Están presentes en todo el Sistema nervioso central y periférico. Este receptor es un importante mediador del dolor, inflamación y tono muscular. Hay varios estudios sobre como el CBD trabaja con este receptor y en este estudio se investiga cómo el receptor disminuye la sensibilidad hacia el dolor, conocido como hiperalgesia.

El Cannabidiol puede ser un aliado del dolor crónico por su poder analgésico y antiinflamatorio, ofreciendo una alternativa segura. Además los cannabinoides trabajan sinérgicamente con los opiáceos, dando la oportunidad de ser complementario con tratamientos de opiáceos.(11)

Cómo tomar CBD para el dolor crónico

Vía de administración

En la mayoría de casos, el aceite de CBD se utiliza por vía oral, concretamente, sublingualmente, porque la absorción es más rápida, ya que se absorbe a través de la membrana mucosa de la parte inferior de la lengua y pasa directamente a la vía sanguínea. Ese formato es óptimo porque el periodo de latencia es rápido, ya que no pasa por el tracto gastrointestinal y evita la degradación del principio activo, CBD. (13)

También se puede inhalar a través de un vaporizador con aceite de CBD específico para vapear, dónde el CBD se absorbe a través de los pulmones y pasa directamente a la vía sanguínea. Esta opción es de las más rápidas y efectivas pero no es adecuada para personas no acostumbradas a fumar o vapear.  (12)(13)

*Estos dos usos no están regulados en España aún pero en Reino Unido, E.E.U.U., Portugal y otros países son usos muy comunes para tratamientos terapéuticos.

Otro formato es el uso tópico, que aporta alivio localizado, ya que el CBD no penetra a la vía sanguínea. Se puede encontrar en cremas, bálsamos y ungüentos ricos en CBD y pueden ser valiosos para calmar la zona donde nos duela. Es el único formato regularizado en España.

Si quieres saber más sobre cómo usar CBD, echa un vistazo a nuestro artículo “¿Cuál es la mejor forma de usar CBD para ti?,” revisado por el experto Tommaso Bruscolini.

Dosis

En los ensayos clínicos la dosis óptima se determina en función de diferentes factores. Estos incluyen…

Sin embargo, esto no significa que sea imposible determinar la dosis óptima. Simplemente significa que no existe una regla estricta que funcione para todas las personas. (12)(13) y es difícil dar una clara respuesta a las dosis, dado que muchas de las pruebas clínicas están en proceso y la mayoría testean con diferentes ratios de CBD y THC en conjunto.(14)

Siempre es recomendable comenzar con una cantidad baja y, ir viendo cómo te siente y de ahí se puede ir subiendo.  El CBD puede afectar a las personas de forma diferente, todos deben descubrir la cantidad óptima para ellos, ya que cada cuerpo responde de manera diferente. Además también hay que tener en cuenta la naturaleza de la dolencia o nivel de malestar para el que se está tomando el aceite de CBD.

Evidencia científica

En 2019, iniciaron una de las primeras pruebas clínicas con personas, exclusivamente usando CBD para dolor crónico. Dirigido por Hospital Mclean por una investigadora y profesora de Harvard, el estudio estaba usando 20 mg, dos veces al día, durante 6 meses. No ha habido una actualización desde febrero 2020.

Hay otro estudio que está investigando el uso de CBD a niveles muy altos (400 mg, 800 mg y 1200 mg al día) para personas con dolor crónico y con historia de abuso de opiáceos.

Como afirma la Fundación Canna, según los datos que se manejan hoy en día, es probable que el CBD no genere tolerancia, ni con altas cantidades.

La mayoría de especialistas recomiendan dividir la toma entre 2-4 veces al día y niveles altos de CBD son bastante comunes en el tratamiento de dolor crónico.

Precauciones

Los posibles efectos secundarios suelen ser de intensidad moderada-leve e incluyen: cansancio, somnolencia, sequedad de boca, cefaleas, mareos y disminución del apetito. Siendo estos efectos adversos reversibles.

No debe consumirse bajo ninguna circunstancia si la paciente está embarazada o pudiera estarlo, o si se encontrara en periodo de lactancia.

Siempre es recomendable consultar con su médico o especialista para que pueda realizar un seguimiento para una mayor optimización del remedio.

También cabe destacar que la farmacología no es la única herramienta para tratar el dolor, la fisioterapia nos puede ayudar mucho, la psicología también, debemos de complementar todos los tratamientos para una mayor capacidad de recuperación y bienestar. (15)(16)

Conclusión

Si, el CBD puede ser un gran aliado para aliviar el dolor crónico. Es una de las patologías más estudiadas sobre cannabinoides y una de las más conocidas por la auto-administración que muchas veces se ven obligados a hacer de los pacientes.

Bibliografía

  1. Gatchel RJ, McGeary DD, McGeary CA, et al. Interdisciplinary chronic pain management: past, present, and future. Am Psychologist. 2014;69:119.
  2. Khan SP, Pickens TA, Berlau DJ. Perspectives on cannabis as a substitute for opioid analgesics. Pain Manag. 2019 Jan 25;9(2):191–203. [Crossref], [PubMed], [Web of Science ®], [Google Scholar]
  3. Knopf A. CBD may help prevent relapse in abstinent heroin addicts. Alcohol Drug Abuse Weekly. 2019 Jun 3;31(22):3–4. [Crossref], [Google Scholar]
  4. Elikottil, Jaseena, Pankaj Gupta, and Kalpna Gupta. “The analgesic potential of cannabinoids.“ Journal of opioid management 5.6 (2009): 341.
  5. Cabral G. Immune system. In: Russo EB, Grotenhermen F, editors. Cannabis and cannabinoids: Pharmacology, toxicology and therapeutic potential. Binghamton, NY: Haworth Press; 2001. pp. 279–87. [Google Scholar]
  6. Richardson JD, Aanonsen L, Hargreaves KM. SR 141716A, a cannabinoid receptor antagonist, produces hyperalgesia in untreated mice. Eur J Pharmacol. 1997;319:R3–4. [PubMed] [Google Scholar]
  7. Russo EB. The role of cannabis and cannabinoids in pain management. In: Cole BE, Boswell M, editors. Weiner’s Pain Management: A Practical Guide for Clinicians. 7. Boca Raton, FL: CRC Press; 2006a. pp. 823–44.
  8. Walker JM, Hohmann AG, Martin WJ, et al. The neurobiology of cannabinoid analgesia. Life Sci. 1999a;65:665–73. [PubMed] [Google Scholar]
  9. The Endocannabinoid System. Project CBD.
  10. Crippa JA, Guimarães FS, Campos AC, et al. Translational investigation of the therapeutic potential of cannabidiol (CBD): toward a new age. Front Immunol. 2018;9:2009. doi:10.3389/fimmu.2018.02009. [Crossref], [PubMed], [Web of Science ®], [Google Scholar]
  11. Elikottil, Jaseena, Pankaj Gupta, and Kalpna Gupta. “The analgesic potential of cannabinoids.“ Journal of opioid management 5.6 (2009): 341.
  12. Xiong, Wei, et al. “Cannabinoids suppress inflammatory and neuropathic pain by targeting ?3 glycine receptors.“ Journal of Experimental Medicine 209.6 (2012): 1121-1134.
  13. Costa, Barbara, et al. “The non-psychoactive cannabis constituent cannabidiol is an orally effective therapeutic agent in rat chronic inflammatory and neuropathic pain.” European Journal of pharmacology 556.1-3 (2007): 75-83.
  14. Boyaji S, Merkow J, Elman RNM, Kaye AD, Yong RJ, Urman RD. The Role of Cannabidiol (CBD) in Chronic Pain Management: An Assessment of Current Evidence. Curr Pain Headache Rep. 2020 Jan 24;24(2):4. doi: 10.1007/s11916-020-0835-4. PMID: 31980957.
  15. Artículo en el Blog de Hemppedia “CBD para el dolor crónico” de Alyssa Bal
  16. Izzo, A., Borrelli, F., Capasso, R., Di Marzo, V., & Mechoulam, R. (2009). Non-psychotropic plant cannabinoids: new therapeutic opportunities from an ancient herb. Trends In Pharmacological Sciences, 30(10), 515-527. doi: 10.1016/j.tips.2009.07.006

Los cannabinoides son sustratos que están cada vez más presentes en la práctica clínica. El CBD es,  junto al THC, uno de los dos principales fitocannabinoides del cannabis (existen más de 120) siendo este de carácter no psicotrópico, a diferencia del THC.  En el informe del Comité Experto en Drogodependencia de la Organización Mundial de la Salud (OMS), describen que el CBD no se han evidenciado efectos adversos significantes ni potencial de dependencia y tiene un gran potencial terapéutico.(1)

Nos centraremos en el sueño, un elemento fundamental para la salud y el bienestar dada su función de regulación metabólica y del ánimo así como del desempeño cognitivo. Hoy en día, los trastornos del sueño son la queja número uno reportada en los Estados Unidos, y es un problema grave de salud pública. (2) Los trastornos del sueño son motivo de consulta en la práctica general y en psiquiatría. Más del 50% de los pacientes en la práctica general se quejan de insomnio cuando se les pregunta sobre sus patrones de sueño.(3) Dormir bien ya no solo es importante por el cansancio mental y físico diario sino porque puede tener grandes consecuencias a largo plazo. La deprivación de sueño puede verse relacionada con alteraciones en:

Además, ciertas patologías tienen mayor riesgo ( 75-95 %) de sufrir problemas de sueño.

Entre ellas, encontramos:

Existen múltiples trastornos del sueño afectando cada cual a un momento y estructura específicos, siendo los más característicos:

En todos ellos se ve alterado el sistema endocannabinoide (ECS), por lo que afecta a su capacidad de regulación del ciclo sueño-vigilia. (2)

¿Qué hacer si tengo problemas de sueño?

Como norma general, se recomienda dormir entre 7 y 8 horas sabiendo que según cada etapa del desarrollo los valores pueden variar.  De base, es importante prestar atención y modificar en caso de que fuese necesario todas aquellas conductas que nos perjudiquen a la hora de dormir bien. Esto se puede conseguir evitando una serie de patrones como:

Cuando todas estas conductas se hayan corregido, si continuasen nuestros problemas, sería momento de pensar tomar algo extra. Normalmente, los fármacos recomendados para los trastornos del sueño son los llamados hipnóticos, entre los cuales se encuentran: las benzodiacepinas y los inductores del sueño no benzodiacepínicos. Además, se pueden recomendar los antidepresivos según el perfil de sueño que tenga el individuo. Como bien se conoce, los hipnóticos no se recomiendan durante largos periodos de tiempo debido a sus potenciales efectos adversos, lo cual complica considerablemente el tratamiento dado que suelen ser recetadas para problemas crónicos.

Es por esa razón que el CBD puede ser una opción muy interesante para complementar nuestro tratamiento y mejorar nuestra calidad y duración del sueño.

Las fases del sueño

Efectos del CBD en el sueño

En los últimos años, se ha abierto una puerta al uso del CBD para tratar los problemas de sueño. Varios estudios parecen indicar buenos resultados acerca de la capacidad de relajación y mejora de la calidad del sueño que ofrece esta sustancia.

Project CBD, realizó varios surveys (Cultivating Wellness) para entender los usos más típicos del CBD y la mayoría de las personas que utilizan el CBD lo utilizan para aliviar el dolor, la ansiedad y mejorar la calidad de su sueño. (12) En el estudio, se reflejó como el CBD ayuda tanto a quedarse dormido como a mantener el sueño y reduce el cansancio al despertar. 

El sueño está regulado por el sistema endocannabinoide (ECS) dada su acción homeostática del ritmo circadiano. Este proceso incluye a:

Además está a la vez influido por múltiples factores (véase: la alimentación, el estrés, el horario laboral, los viajes, la medicación, etc).

Cada noche, los endocannabinoides activan el receptor CB1 del ECS del Sistema Nervioso Central (SNC) incluyendo zonas dedicadas a la regulación del sueño. Esto controla la liberación de neurotransmisores y reduce el exceso de actividad neuronal ayudando al manejo del dolor, la inflamación, la ansiedad, apetito y  la calidad del sueño. CBD aumenta la actividad de endocannabinoides donde el receptor CB1, y puede que toma un papel fundamental a la hora de regular el ciclo sueño-vigilia como otros muchos procesos anteriormente mencionados. (13)

Casos clínicos

Actualmente se investiga a varios niveles sobre el efecto del CBD en el sueño. Un ejemplo descrito en la US National Library of Medicine revela que el uso de CBD durante el primer mes del estudio mejoró los parámetros de sueño (66%) y redujo la ansiedad (79%). Los niveles de ansiedad, muy relacionados con la calidad del sueño, se mantuvieron reducidos a largo plazo.  (14)

Estudios científicos sobre el uso del CBD para dormir

Una revisión sistemática de varias fuentes de datos como PubMed, Scopus, Web of Science, Embase, CINAHL and PsycInfo databases indica que a pesar de no haber suficiente evidencia sobre los beneficios del CBD en el tratamiento de trastornos del sueño, parece haber evidencia preliminar prometedora sobre el tema en cuestión. Los ejemplos más característicos que se han estudiado en la práctica son los siguientes; alteración ritmo circadiano (hipersomnolencia), insomnio relacionado con la ansiedad y estrés post-traumático, sindrome de piernas inquietas, trastornos del comportamiento del sueño REM y la somnolencia diurna.  (14)(15)(16)

Casos que se pueden tratar con CBD

Alteración del ritmo circadiano

El CBD ayuda a regular el ciclo vigilia-sueño afectado frecuentemente en casos de horarios laborales nocturnos, desequilibrios horarios por viajes… Las alteraciones del ritmo circadiano pueden manifestarse tanto a modo de insomnio como de hipersomnolencia según el tipo de alteración horaria que presenten. En ambos casos, hay evidencias prometedores que indican que el CBD pueda sería beneficioso.(15)

Ansiedad

Así mismo, reduce la ansiedad que puede acabar manifestándose como dificultad para iniciar o mantener el sueño. En concreto, permite que la gente que sufre ansiedad concilie el sueño de manera más inmediata y que se evite el despertar temprano en casos depresivos. Según relata Project CBD, en un estudio de 1521 individuos, el tiempo transcurrido hasta adquirir el sueño se redujo de 1 hora a 20 minutos y los despertares nocturnos se redujeron a un tercio con el uso de CBD. Incluso se está estudiando sus posibles beneficios en casos de alteración del sueño por estrés post-traumático. (12)(14)

Alteración de la fase REM

Además, parece actuar en la fase REM de movimientos oculares rápidos del sueño y normalizar la latencia del sueño REM, es decir,  el tiempo que tarda un paciente entre que se queda dormido y entra en fase REM, normalmente unos 90-120 minutos. Regular la fase REM podría ayudar a casos de pesadillas, síndrome de las piernas inquietas o incluso en el trastorno del comportamiento del sueño REM.(14)(16)

Somnolencia diurna

Por si fuera poco, las investigaciones también apuntan a que el CBD puede ser beneficioso para los casos de somnolencia diurna.  Los pacientes afectados sufren episodios de sueño intenso durante el día con la necesidad de dormir y gran dificultad de despertar. En esta dirección, se está empezando a estudiar qué tipo de efectos produce el CBD en trastornos del sueño relacionados con la respiración.(14)(16)

Cómo tomar aceite de Cannabis para dormir

Como ya hemos mencionado, no existen claras indicaciones validadas a la hora de consumir CBD.  En principio, recomendamos que cada persona adapte su consumo a nivel individual comenzando por pequeñas dosis.

A modo general, los expertos coinciden en adoptar un uso diario y regular para maximizar los efectos del CBD. Todo ello, bajo consulta médica en caso de estar tomando un medicamento para asegurar que no haya riesgo de interacciones.

Vía de administración

La forma más común es el uso sublingual. En Canadá, donde el Cannabis medicinal es legal para consumo ingerido, tienen la motto “Start low and go slow,” es decir empieza con poco e ir poco a poco. ¿Por qué? Pues por que cada cuerpo es único y nuestro ECS también lo es. Entonces la dosis no es estándar como los medicamentos típicos.

Encontrando tu dosis

Los expertos recomiendan una dosis partida (es decir 3 veces al día, mañana, mediodía y noche) y un uso diario y regular para lograr los efectos. En el caso de sólo padecer trastornos del sueño sin otras comorbilidades, ciertos estudios han optado por tomar una cápsula de CBD por la noche después de cenar.(14)

Por lo general, ciertos estudios como uno publicado por la US National Library of Medicine, comienzan  por administrar dosis de 25 mg/d. De aquí, como hemos dicho, sería cuestión de ir evaluando día a día el efecto y escuchar nuestro cuerpo y en caso de ir modificando, siempre poco a poco. Lo importante es tener en cuenta que nuestro cuerpo sufre al generarle grandes cambios por lo que variar de manera significativa y abrupta la dosis nunca será beneficioso. De todos modos, hay bastante margen de acción pues incluso hay estudios como uno publicado en British Journal of Clinical Pharmacology que indican que el rango terapéutico se encuentra entre <1 y 50 mg/kg/d, dosis que se podría consider muy elevada para un primer momento.

Una dosis sublingual puede variar para una variedad de pautas:

Varias fuentes científicas certifican que el CBD interacciona con otras hierbas y suplementos hipnóticos tales como la melatonina, causando un mayor grado de sedación e hipnosis. A pesar de la poca evidencia y de resultados concluyentes sobre los claros efectos de la sinergia de ambas sustancias, la interacción entre ambas parece darnos alguna clave para plantear en el futuro nuevas investigaciones al respecto.(18)(19)

Cierto es que aunque la investigación se esté acelerando y avanzando en este sentido, las fuentes de revistas y artículos científicos no cuentan con suficiente evidencia como para dar certeza de las indicaciones. Por ello, debemos fomentar la investigación al respecto y el análisis crítico para crecer todos juntos en conocimiento.

Precauciones

Si estás tomando otros medicamentos consulta con tu médico para asegurar que no haya interacciones con el CBD. Sobre todo es importante descartar interacciones con otros fármacos metabolizados a nivel hepático, proceso que resultaría en un incremento del fármaco a nivel plasmático (de la sangre). Aún no estando clara la dosis de CBD exacta para la aparición de interacciones, se supone que son casos con dosis elevadas de CBD y en ningún caso con riesgo vital.

Efectos secundarios

Su acción a nivel del sistema endocannabinoide y otros sistemas neuroquímicos permite su empleo para tratar el sueño con un perfil de seguridad y tolerabilidad favorables. A día de hoy no se ha evidenciado ningún caso letal por intoxicación de cannabis dado su bajo índice de toxicidad.

En todo caso, existen una serie de posibles efectos adversos dosis e individuo dependientes. Estos suelen ser de intensidad moderada-leve e incluyen: cansancio, somnolencia, sequedad de boca, cefaleas, mareos y disminución del apetito.

Además, como afirma la Fundación Canna, según los datos que se manejan hoy en día, es probable que el CBD no genere tolerancia. Esto implicaría que no es necesario aumentar la dosis de consumo para conseguir un mismo efecto a lo largo del tiempo. (20)

Bibliografía:

  1. CANNABIDIOL (CBD) Pre-Review Report. Expert Committee on Drug Dependence. Thirty-ninth Meeting. Geneva, 6-10 November. 2017
  2. Nishi Whiteley. Cannabis and Sleep Disturbances. Project CBD. 2017
  3. F. Sarrais, P. de Castro Manglano. Insomnia. Anales Sis San Navarra vol.30  supl.1 Pamplona  2007
  4. MJ Jurado Luque. Revista Neurología. Vol. 63, Supl. 2, Octubre 2016. ISSN 0210-0010
  5. Taheri, S., Lin, L., Austin, D., Young, T., & Mignot, E. (2004). Short sleep duration is associated with reduced leptin, elevated ghrelin, and increased body mass index PLoS Medicine, 1 (3), 210-217
  6. Grandner MA, Patel NP, Perlis ML, et al. Obesity, diabetes, and exercise associated with sleep-related complaints in the American population. Z Gesundh Wiss. 2011;19(5):463-474. doi:10.1007/s10389-011-0398-2
  7. American Heart Association. Sleep apnea and heart disease, stroke. Retrieved June 12, 2017.
  8. Wu, Y., Zhai, L., & Zhang, D. (2014). Sleep duration and obesity among adults: A meta-analysis of prospective studies. Sleep Medicine, 15(12), 1456–1462. Retrieved March 19, 2019.
  9. Marcelo Miranda, C. Rodrigo O. Kuljis. Sleep disorders in neurodegenerative diseases. 2013.
  10. Breslau N, Roth T, Rosenthal L, Andreski P. Sleep disturbance and psychiatric disorders: a longitudinal epidemiological study of young adults. Biol Psychiatry. 1996 Mar 15;39(6):411-8. doi: 10.1016/0006-3223(95)00188-3. PMID: 8679786.
  11. National Heart, Lung and Blood Institute. Healthy Sleep at a glance.
  12. Cultivating Wellness. Survey dirigido por Project CBD. 2019
  13. De Petrocellis L, Ligresti A, Moriello AS, Allarà M, Bisogno T, Petrosino S, Stott CG, Di Marzo V. Effects of cannabinoids and cannabinoid-enriched Cannabis extracts on TRP channels and endocannabinoid metabolic enzymes. Br J Pharmacol. 2011 Aug;163(7):1479-94. doi: 10.1111/j.1476-5381.2010.01166.x. PMID: 21175579; PMCID: PMC3165957.
  14. Shannon S, Lewis N, Lee H, Hughes S. Cannabidiol in Anxiety and Sleep: A Large Case Series. Perm J. 2019
  15. Chagas MHN, Crippa JAS, Zuardi AW, et al. Effects of acute systemic administration of cannabidiol on sleep-wake cycle in rats. Journal of Psychopharmacology. 2013.
  16. Suraev A S, Marshall N S, Vandrey R, McCartney D, Benson M J, McGregor I S,  Cannabinoid therapies in the management of sleep disorders: A systematic review of preclinical and clinical studies. Grunstein R R, Hoyos C M.. Sleep Medicine Reviews.
  17. Millar S A,  Stone N L, Bellman Z D, Yates A S, England T J, O'Sullivan S E. A systematic review of cannabidiol dosing in clinical populations. British Journal of Clinical pharmacology. 2019.
  18. M. Treese, Natalie. Pharmacist guide to CBD. 2020
  19. Cannabidiol. Medline Plus.
  20. García Palau, Mariano. Principales efectos secundarios del consumo de cannabis.

Es muy frecuente entre las personas que menstrúan el hecho de padecer de multitud de dolores y malestares antes, durante e incluso después del ciclo menstrual. Desde el síndrome pre-menstrual hasta el periodo de ovulación el CBD puede ayudar a aliviar el dolor de la regla y otros síntomas de enfermedades relacionadas con el ciclo menstrual como la endometriosis. (1)

Hoy vamos a descubrir como el Cannabidiol puede combatir los síntomas de la regla y hablaremos de todo lo que debes tener en cuenta si decides utilizar el CBD como un remedio natural para los cólicos menstruales.

¿Qué es el CBD?

El CBD es uno de los dos principios activos más abundantes y con más potencial medicinal de la planta del Cannabis, junto con el THC.

Todos los fitocannabinoides tienen propiedades terapéuticas que pueden ayudar a mejorar nuestro bienestar. El CBD en particular nos ofrece propiedades ansiolíticas, antiinflamatorias, analgésicas, neuroprotectoras y antioxidantes efectivas en el tratamiento de diversas dolencias y patologías.

Si quieres conocer más a fondo el CBD y estudios científicos acerca de su efecto en el cuerpo humano, te recomendamos nuestro artículo: ¿Qué es el CBD?

Los síntomas de la regla

En el cuerpo de una persona en edad fértil se produce un proceso por el cual los ovarios producen hormonas que provocan una inflamación del útero debido a un aumento de las células de revestimiento. El periodo o la regla sucede cuando estos tejidos junto a la sangre son eliminados del útero a través de la vagina.

Cuando el ciclo menstrual empieza nuestro organismo amplia la producción de prostaglandinas, unas componentes naturales que aumentan la sensibilidad al dolor, generan inflamación y fuertes contracciones e incluso problemas de circulación. Las hormonas que controlan el ciclo menstrual causan otra serie cambios a nivel cerebral que influyen en las funciones psicológicas y en las emociones.

Hay que especificar que no solo durante el propio periodo menstrual si no durante la etapa previa (lo que se conoce como síndrome premenstrual) pueden darse la siguiente clase de síntomas:

Es difícil para las personas que menstrúan llevar una vida diaria con normalidad sufriendo estos períodos dolorosos u otros síntomas cuando son de carácter grave o se presentan simultáneamente, por lo que es frecuente tomar medicamentos para calmar el dolor de la regla. Aproximadamente más del 84% de las personas en edad fértil que tienen el periodo han experimentado alguna de estas molestias en sus últimos ciclos menstruales según un estudio impartido en 2012 y cada 1 de 4 personas que menstrúan sufren de dolores debilitantes y buscan medicamentos.(1)

¿Y qué pasa con la endometriosis?

Es un error común confundir los cólicos u otros dolores relacionados con la menstruación (dismenorrea primaria) con los síntomas de la endometriosis (dismenorrea secundaria) debido a su relación con el ciclo menstrual. El CBD también puede ser beneficioso para esta dolencia por sus síntomas comunes y la zona a la que afecta, pero tal como hemos comentado son dos cosas diferentes.

¿Cómo actúa el CBD en el aparato reproductivo?

Para explicar la eficacia del CBD es inevitable hablar sobre el Sistema Endocannabinoide. Este sistema de comunicación intercelular fue descubierto gracias a las investigaciones sobre cannabinoides durante los años 90.

El Sistema Endocannabinoide está presente en todo nuestro cuerpo y su función es modular la actividad de otros sistemas y órganos para mantener el equilibrio (homeostasis) del organismo. Los receptores del sistema endocannabinoide más específicos son los receptores CB1 y CB2, pero existen otros menos específicos (es decir, responden a diferentes neurotransmisores) como los TRPV o los 5-HT1a. (2)

Grafico - Receptores CB1 y CB2 en el sistema reproductivaEl CBD actúa sobre el Sistema Endocannabinoide potenciando su capacidad moduladora y sus propiedades terapéuticas estimulando indirectamente la concentración de los neurotransmisores endocannabinoides. (3)

El aparato reproductor femenino (sobre todo el útero) tiene muchos receptores endocannabinoides CB1 y los receptores CB2 son abundantes en la zona del intestino y alrededores, por lo tanto el CBD puede ser efectivo al regular tanto la inflamación como al aportar relajación muscular en la zona pélvica. (3)(4)

¿Cómo ayuda CBD con los síntomas del ciclo menstrual?

En las últimas décadas se han estudiado y probado los efectos antiinflamatorios, analgésicos y relajantes que caracterizan el gran potencial terapéutico del CBD.

Propiedades clave para ayudar a aliviar las molestias del periodo menstrual y premenstrual  ya que el CBD aporta beneficios tanto a nivel corporal cómo psicológico y emocional.

Dismenorrea, la inflamación y cólicos

Según un estudio  del 2011, el CBD puede inhibir selectivamente la producción de cicloxigenasa, la enzima responsable de la inflamación. (5)

De esta forma ayudaría a aliviar la inflamación tanto uterina como la desarrollada en los senos para así reducir el dolor y las molestias que pueda causar.

Además, el CBD estimula los receptores TRPV, fundamentales en la modulación del dolor (nocicepción), los cuales están ampliamente distribuidos por el área uterina. Gracias a la activación de estos receptores se potencia el efecto analgésico y antiinflamatorio. (6)

Irritabilidad

Las evidencias preclínicas muestran que el CBD tiene propiedades ansiolíticas. El CBD actúa sobre los receptores CB1 modulando la actividad de la ínsula y la amígdala, zonas del cerebro implicadas en las emociones básicas para la sobrevivencia como miedo, tristeza, disgusto y también felicidad y amor. (7)(8)

También el CBD actúa sobre los receptores 5-HT1a que modulan el sistema serotoninérgico y dopaminérgico. De esta forma podría reducir algunos de los trastornos emocionales característicos del ciclo menstrual y premenstrual. (9)

Dolor de cabeza

Un estudio publicado en 2007 indica que el dolor de cabeza o la migraña pueden deberse a disfunciones en el sistema endocannabinoide, evidenciando que un tratamiento con Cannabinoides puede reducir tanto la inflamación como el dolor característico de esta patología.(10)

Si quieres saber más consulta nuestro artículo: ¿Cómo tomar aceite de CBD para los dolores de cabeza?

Brotes de acné hormonales

La evidencia preclínica señala cómo el CBD actúa sobre nuestra piel regulando la producción de células y grasa. (11)

Otras de las propiedades que puede aportar a los brotes de acné es la reducción de la inflamación y el dolor, además la aceleración de la reparación de los tejidos.

Si quieres conocer más consulta nuestro artículo: Beneficios del CBD para la piel. 

Endometriosis

No solo el CBD, si no el Cannabis en general puede beneficiar a la endometriosis por sus propiedades analgésicas y antiinflamatorias. 

Se están llevando a cabo estudios clínicos en Australia como este en los cuales las personas participantes informan de una buena eficacia del cannabis para reducir el dolor y otros síntomas de la endometriosis, y se informaron pocos efectos adversos.(12)

Cómo tomar aceite de CBD para el dolor menstrual

Vía de administración

Sublingual: La vía de administración más adecuada es la vía sublingual* porque permite obtener un efecto más continuado y regular, además a través de los abundantes vasos sanguíneos presentes en nuestra boca el CBD puede ser asumido sin tener que pasar por el hígado. Pueden administrarse aceites de CBD o pastillas bucodispersables bajo la lengua.

*En España el uso ingerido o sublingual de CBD no está regulado. En países como Estados Unidos,  Reino Unido, Canadá, Alemania, Italia o Suiza es comercializado como complemento alimenticio, y se aconseja el uso sublingual para aumentar y optimizar los efectos de la sustancia.

Inhalación: Se recomienda utilizar vaporizadores para flores o para aceites aptos para vapear. Esta vía de administración permite obtener un efecto máximo e inmediato, resultando efectiva para paliar dolores agudos actuando en el momento en que se presentan.

Tópica: Algunas de las molestias más localizadas pueden tratarse con cremas o ungüentos ricos en CBD que alivien el dolor y la inflamación de la zona. (Dolor de cabeza, hinchazón en senos, etc.)

Dosis y frecuencia según tipo de dolor menstrual

Actualmente se está llevando a cabo un estudio clínico en el cual las personas participantes tomarán, en forma de una tableta sublingual 30 mg de CBD junto a otros cannabinoides en una pasando de una sola toma a 3 tomas de 30mg de CBD (90mg en total) para prolongar el efecto de los cannabinoides. Para reducir la dismenorrea y otros síntomas asociados al ciclo menstrual.(13)

En este estudio clínico sobre endometriosis, las personas participantes consumían de forma inhalada 3 tomas diarias de entorno a 2,5-30 mg de CBD. Esta vía permite tener un efecto más inmediato y efectivo en dolores agudos. En caso de otros formatos como el sublingual o el ingerido podría empezarse por esta dosis e ir aumentando hasta notar los efectos deseados.(14)

Consejos

Otro de los consejos recomendados por los especialistas es encontrar una dosis mínima efectiva. El criterio para ello será comenzar con una cantidad pequeña e ir aumentando de forma gradual hasta notar la aparición de los efectos.

Recomendamos empezar un diario en el que iremos apuntando las dosis, las sensaciones generales, el nivel de alivio de los síntomas  y los posibles efectos adversos.

Precauciones si vas a tomarlo

Si estás tomando anticonceptivos que contienen estrógeno o etinilestradiol, los estudios contemplan efectos adversos como la reducción de la efectividad del anticonceptivo, así como somnolencia o sangrado intermenstrual. Aquellos que utilizan progesterona pueden ser más efectivos con el uso de CBD. (15)

A falta de estudios clínicos al respecto no pueden hacerse afirmaciones ni conclusiones. Sin embargo, si vas a utilizar CBD se aconseja el uso de anticonceptivos de progesterona u otros anticonceptivos como condones. 

¿Quién no debería usar CBD para el dolor menstrual?

En el estudio clínico mencionado anteriormente (dosis y frecuencia) se recogen algunos criterios por los cuales las personas no deberían utilizar CBD

¿Puede el CBD afectar a la fertilidad?

No hay suficientes estudios para tener conclusiones sobre cómo afecta el Cannabidiol a la fertilidad.

Cabe mencionar que, como se recoge en este estudio, el THC si puede provocar cambios en el hipotálamo inhibiendo parte de su actividad y por lo tanto afectando al comportamiento hormonal normal. (17)

Efectos secundarios

Los efectos secundarios asociados al CBD son de caracter leve-moderado e incluyen: somnolencia, cefalea, cansancio, sequedad de boca, mareos y disminución del apetito.

Conclusión: ¿funciona de verdad el CBD para los dolores y molestias menstruales?

La evidencia científica acumulada muestra que el CBD podría ser un importante aliado a la hora de reducir algunos de los síntomas relacionados con estas patologías tales como: inflamación, dolor, cambios de humor, etc.

Sin embargo, la falta de estudios clínicos no nos permite hacer afirmaciones sobre si el CBD representa un tratamiento eficaz en sí solo para estas dolencias.

Si estás planteando probar el CBD como remedio para el dolor de la regla debes consultar con tu médico o especialista para que te recomiende y aconseje en tu caso particular.

Esperamos que el avance en la regulación y los estudios clínicos arrojen más luz sobre cómo los cannabinoides pueden reducir estas molestias relacionadas con el ciclo menstrual.

Bibliografía

  1. Grandi G, Ferrari S, Xholli A, et al. Prevalence of menstrual pain in young women: what is dysmenorrhea?. J Pain Res. (2012)
  2. Nida Noreen, et al. Is Cannabidiol a Promising Substance for New Drug Development? A Review of its Potential Therapeutic Applications. Critical Reviews™ in Eukaryotic Gene Expression. (2020)
  3. Otrubova K, Ezzili C, Boger DL. The Discovery and Development of Inhibitors of Fatty Acid Amide Hydrolase (FAAH). Bioorg Med Chem Lett. (2011)
  4. Nagarkatti, P. et al. “Cannabinoids as novel anti-inflammatory drugs.” Future medicinal chemistry 17 (2009).
  5. Ruhaak LR, Felth J, Karlsson PC, Rafter JJ, Verpoorte R, Bohlin L. Evaluation of the cyclooxygenase inhibiting effects of six major cannabinoids isolated from Cannabis sativa. Biol Pharm Bull. (2011)
  6. Bohonyi N, Pohóczky K, Szalontai B, et al. Local upregulation of transient receptor potential ankyrin 1 and transient receptor potential vanilloid 1 ion channels in rectosigmoid deep infiltrating endometriosis. Mol Pain. (2017)
  7. Blessing EM, Steenkamp MM, Manzanares J, Marmar CR. Cannabidiol as a Potential Treatment for Anxiety Disorders. Neurotherapeutics. (2015)
  8. Brian C. Shonesy, et al. Genetic Disruption of 2-Arachidonoylglycerol Synthesis Reveals a Key Role for Endocannabinoid Signaling in Anxiety Modulation. Cell Reports: Volume 9, ISSUE 5, P1644-1653, (2014)
  9. CBD y el Receptor psicodélico. Project CBD. (2017)
  10. Sarchielli, P., Pini, L., Coppola, F. et al.Endocannabinoids in chronic migraine: CSF findings suggest a system failure. Neuropsychopharmacology;32:1384–1390. (2007)
  11. Oláh A, Tóth BI, Borbíró I, Sugawara K, Szöllõsi AG, Czifra G, Pál B, Ambrus L, Kloepper J, Camera E, et al. Cannabidiol exerts sebostatic and antiinflammatory effects on human sebocytes. J Clin Invest. (2014)
  12. Sinclair J, Smith CA, Abbott J, Chalmers KJ, Pate DW, Armour M. Cannabis Use, a Self-Management Strategy Among Australian Women With Endometriosis: Results From a National Online Survey. J Obstet Gynaecol Can. (2020)
  13. Sublingual Tablets With Cannabinoid Combinations for the Treatment of Dysmenorrhea. Clinical trial. EEUU. (2020)
  14. Effect of Cannabinoid (THC / CBD 50%) on Hyperalgesia in Patients With Deep Endometriosis (EdomTHC). Clinical Trial. BCN. (2019)
  15. Cannabis and Birth Control: What You Need to Know. Natural Health Services. 2017
  16. Chun Guang Li1,* Alsherbiny MA, Li CG. Medicinal Cannabis-Potential Drug Interactions. Medicines (Basel). (2018)
  17. The Endocrine Society Marijuana may impair female fertility. Science Daily. (2020)
usercartmagnifiercrosschevron-downplus-circle
0
    0
    Mi carrito
    El carrito está vacioVolver a la tienda